Visita relámpago: Besanzón

Estándar

Besanzón, o Besançon en francés, es el nombre actual con el que sus habitantes conocen esta pequeña ciudad al este del país franco, una ciudad que ya mencionó Julio César en diversas ocasiones y que decidimos visitar porque se presenta como la “ciudad más verde y de mejor calidad” de Francia. Poco conocida fuera de sus fronteras e incluso entre sus paisanos, Besanzón cuenta con innumerables atractivos turísticos y arquitectónicos, acumulados a lo largo de sus más de 20 siglos de historia.

IMG_3753

Bauvan, arquitecto de la ciudadela.

Originalmente situada entre los meandros del río Doubs, se extendió hasta alzarse poco a poco colina arriba hasta la cima del monte Saint-Étienne que la vigila y donde se construyó una de las ciudadelas militares más importantes del país entre los siglos XVII y XVIII, hoy patrimonio de la humanidad.

Empecemos nuestro recorrido allí… La ciudadela ocupa una extensión de más de 11 hectáreas, está formada por muros de 20 metros de altura y 5 ó 6 de grosor que acogen en la actualidad diversos museos e incluso una especie de zoológico de animales en peligro de extinción. Reconstruida y preservada con esmero, la construcción se convirtió en patrimonio de la UNESCO en 2008.

Durante la Segunda Guerra Mundial fue utilizada por el ejército alemán como prisión y lugar de fusilamiento. Uno de los museos en su interior es el Museo de la Resistencia y la Deportación, en mudo homenaje a las víctimas de aquellos atroces años.

La ciudadela merece todo un día de visita para contemplar sus vistas, recorrer sus museos y pasear por sus torres, almenas y recovecos.

IMG_3697

El río Doubs, alma de Besanzón, flanqueado por murallas

El río Doubs da forma a la ciudad y le abre camino hacia la vecina Suiza o la no tan alejada ciudad de París.

IMG_3759

Doubs

Fluyendo desde el exterior de sus fronteras, parece no fluir, sino deslizarse con calma en su lecho como si no se moviera en absoluto.

IMG_3755

Callejas de Besanzón

IMG_3727

Puerta Negra

La parte antigua de la ciudad es un bello conglomerado de edificios renacentistas y de finales del siglo XIX erigidos sobre calles adoquinadas que combinan restos romanos con reliquias medievales. Todo un recorrido por la historia de Francia.

Repasemos los más impresionantes comenzando por la Puerta Negra que se alza en su lugar desde el año 167 d.C., fecha en la que se construyó para celebrar la entrada triunfal del emperador Marco Aurelio en la urbe, y que fue decorada siguiendo el diseño personal del propio emperador.

IMG_3728

Conjunto arquitectónico Castán

Se yergue junto a las hoy ruinas del antiguo yacimiento romano de los siglos XII-XIII, con sus ocho columnas corintias, cuyo propósito original se ha olvidado con el transcurrir de los años.

IMG_3718

Catedral de San Juan

Ambos restos arqueológicos se encuentran situados a los pies de la catedral de San Juan. Reconstruida en el siglo XII sobre los restos de yacimientos cristianos del siglo III, alberga en su interior un inmenso reloj astronómico público construido en el siglo XIX que contiene más de 30000 piezas y automatismos y refleja no solo el movimiento de los planetas sino también el de las mareas, entre otros muchos datos. Besanzón se había convertido a finales del siglo XVIII en la capital de la industria relojera del país. Lamentablemente, el horario de visitas del reloj no coincidió con el nuestro y no lo pudimos ver.

Seguimos descendiendo por la misma calle y unos metros más abajo nos encontramos con la casa natal de Victor Hugo, hoy convertida en museo. En su interior se guardan algunas primeras ediciones de sus obras, como la de Los Miserables, manuscritos, fotografías, grabados, retratos y su partida de nacimiento.

No es el único autor que se haya inspirado en Besanzón para sus escritos. Algunos otros fueron Stendhal o Proudhon.

IMG_3702

Detalle 

IMG_3732

Detalle

No es sin embargo su historia, ni su arquitectura, ni siquiera sus personajes famosos, lo que más llama mi atención en esta bella urbe, sino su paz. Varias son las veces que comentamos el ambiente de relajación y tranquilidad que se respira en su centro. Es como si el tiempo se hubiese detenido y no existiera más mundo que este mundo, anclado en un hoy que no avanza ni retrocede, sino que se limita a ser.

Sí, merece la pena visitar Besanzón y perderse entre sus calles y sus monumentos, respirando el ambiente tranquilo y sereno de sus plazas llenas de historia.

Pronto algún otro rincón del mundo.

Un abrazo,

Jessica J. Lockhart

Acerca de Jessica J. Lockhart

Humanóloga La vida puede ser muy desgraciada o apasionante. El Coaching en Optimismo®, el coaching de vida, el mentoring, la lingüística... son algunas de las herramientas que me permiten trabajar como en el terreno de la Humanología® y ofrecer a mis clientes caminos que les permiten alcanzar las metas que buscan. Esta página es un punto de encuentro para todos aquellos que hayan perdido su optimismo natural, felicidad y su energía y quieran recuperarlos. Humanologist Life can be a miserable experience or a thrilling one. Optimism Coaching®, Life Coaching, Mentoring, Linguistics... are but a few of the tools that I use in Humanology® to offer my clients new ways to reach their goals. This page is a meeting point for those who've lost their optimism, happiness or energy and want them back!

»

Deja tu respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s