Las calles de San Francisco

Estándar
Calles

Calles

San Francisco es única. Construida sobre siete colinas, tiene subidas y bajadas imposibles. ¡Cuántas veces habremos comentado estos días la faena que tiene que ser vivir en la cima de una de las colinas y llevar la compra a casa!

En las zonas menos pobres se mezclan diferentes tipos de arquitecturas, con casas victorianas antiguas junto a otras de imitación más modernas.

Catedral de la Gracia

Catedral de la Gracia

De pronto vemos una catedral y decidimos parar porque creo que la he visto recomendada en algún sitio. Se llama Catedral de la Gracia. Entramos y nos llevamos una sorpresa: está toda engalanada con unos colgantes multicolores que nos recuerdan a la bandera de los homosexuales: el arcoiris. El templo tiene además una gran colección de vidrieras que hacen que su luz sea muy tenue y contribuyen a darle ese aire tan especial. Seguimos avanzando y vemos que las paredes están cubiertas de frescos.

Una iglesia muy abierta

Una iglesia muy abierta

Al fondo descubrimos una capilla muy peculiar: está dedicada a la memoria de las víctimas del SIDA y defiende reflejar todos los cultos religiosos. ¡Me sorprende tanto encontrar algo así en una catedral, aunque sea en San Francisco! Después descubrimos que se trata de una catedral episcopaliana. Me encanta la idea de que recen por las víctimas, en lugar de castigarlas aún más.

No muy lejos de la catedral está la calle Lombard, esa calle que era tan, tan empinada que no se pudo construir una carretera normal porque los coches se caerían de ella y la tuvieron que hacer llena de cerradas curvas para que se pudiera utilizar. Bajamos despacito, curva a curva, en el coche. Es un clásico de San Francisco 😊. Toda la calle está escoltada a ambos lados por casitas de ensueño con una vegetación maravillosa. No me diréis que esta ciudad no tiene magia…

Calle Lombard

Calle Lombard

IMG_4570Después nos dirigimos al gigantesco Parque Golden Gate, un lugar enorme de naturaleza preciosa donde hay, entre otras cosas, un jardín de rosas y otro de tulipanes, zonas para practicar el piragüismo y la bicicleta, y mi favorito rincón, una reserva de bisontes americanos auténticos. No puedo dejar de ir a verla. Este fue uno de los animales más comunes de toda la geografía de este país con decenas de millones de cabezas en todo el territorio y casi desapareció por completo. Hoy están intentando recuperarlos y poco a poco van consiguiendo que haya nacimientos. No es lo mismo, claro, pero algo es algo.

IMG_4575El parque desemboca en la playa y el mar. Hay un estrecho brazo de niebla que se extiende por la costa. Es gracioso cómo siempre vemos niebla en un lugar u otro de la ciudad. El microclima que impera en ella es tan obvio que todos los días hemos tenido que ponernos las chaquetas e incluso la calefacción en la habitación del hotel para tener que quedarnos en manga de camisa nada más alejarnos del centro unos tres kilómetros porque ya allí el calor es insoportable.

Manteca de cacahuete

Manteca de cacahuete

Entramos a comer en un lugar llamado Bill’s. Es un auténtico restaurante de hamburguesas a la antigua, abierto en 1959. Pedimos también unos batidos, especialidad de la casa y, cuál no será nuestra sorpresa cuando los probamos y resultan ser de… manteca de cacahuete. 😄 Están ricos.

En las paredes vemos un montón de recuerdos de diversos famosos que han comido o cenado aquí: Sharon Stone, Robin Williams y docenas más. Todos ellos alaban la buena cocina de Bill’s. Así que nos pedimos unas hamburguesas y unos sándwiches y comemos. Sí, están buenos y saben auténticos, no como los de otros lugares. Las hamburguesas son muy caseras, como las que puedes encontrar en cualquier hogar aquí.

Float

Float

Para postre mi hija mayor se pide un “float” de helado. Es un postre muy tradicional: helado sumergido en refresco de cola o de “root beer,” otro tipo de refresco que no se encuentra en Europa y a los europeos no sabe a antibiótico infantil. Creedme que este postre aquí es un clásico.

Golden Gate

Golden Gate

Y después de comer, por fin, nos vamos a cruzar el famoso Golden Gate. Es un puente que te lleva fuera de la ciudad en dirección norte y por eso aún no lo habíamos cruzado. Obviamente, está en parte cubierto por la niebla.

En la niebla

En la niebla

Ya de vuelta en la ciudad nos encontramos de frente con el característico edificio de la Transamerica, esa pirámide moderna que se alza en el distrito financiero de la ciudad. Me encantan los contrastes de esta ciudad de edificios ultramodernos junto a otros más antiguos y con otro sabor.

La esencia de San Francisco

La esencia de San Francisco

Pronto os contaré más cosas. Un abrazo, J.

Acerca de Jessica J. Lockhart

Humanóloga La vida puede ser muy desgraciada o apasionante. El Coaching en Optimismo®, el coaching de vida, el mentoring, la lingüística... son algunas de las herramientas que me permiten trabajar como en el terreno de la Humanología® y ofrecer a mis clientes caminos que les permiten alcanzar las metas que buscan. Esta página es un punto de encuentro para todos aquellos que hayan perdido su optimismo natural, felicidad y su energía y quieran recuperarlos. Humanologist Life can be a miserable experience or a thrilling one. Optimism Coaching®, Life Coaching, Mentoring, Linguistics... are but a few of the tools that I use in Humanology® to offer my clients new ways to reach their goals. This page is a meeting point for those who've lost their optimism, happiness or energy and want them back!

Deja tu respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s