Os tengo que contar una historia…

Estándar

La semana pasada me pasó algo muy curioso. He dudado mucho antes de decidir contároslo porque trata de otras personas y no solo de una vivencia mía. Pero la historia es tan fantástica y extraña que he decidido escribirla omitiendo los nombres para mantener el anonimato y la privacidad de quienes estaban allí.

Hace un tiempo se me apuntó un alumno nuevo a mis clases de español . Cuando le pregunté por qué quería aprender el idioma me dijo que tiene unas sobrinas sudamericanas que acaban de llegar a vivir a Moscú y que le gustaría poder comunicarse con ellas. Me pareció un motivo válido y no le di más importancia.

Semana tras semana, sin embargo, iba descubriendo la historia de esas jóvenes. Resulta que un familiar de este alumno mío es dueño de alguno de los famosos circos rusos que recorren el mundo y su hijo se marchó con ellos hace muchos años como parte del elenco de artistas.

Un montón de tiempo después le llamaron de una embajada sudamericana para contarle que por fin le localizaban, que como resultado de una aventura que había tenido en aquel país durante sus viajes por aquellas tierras, había dejado embarazada a una mujer que tuvo gemelas. La madre emigró para intentar ganarse mejor la vida y dejó a las criaturas en manos de la abuela en un pueblecito del interior del país. Tras muchas pesquisas, localizaban al padre que para entonces se había casado y tenía su propia familia en Rusia, sin saber que ya había procreado🙂

Tras un par de invitaciones a Moscú para conocerlas, la familia del padre decidió dar una oportunidad a las gemelas y traerlas a Rusia para que estudiaran aquí en la universidad durante un año. Las chicas ya tienen 18 años y nunca habían salido antes de su pueblo…

¿Dónde entro yo en toda esta historia? Muy sencillo. Las gemelas no hablan más que español. No saben inglés y, obviamente, no se pueden comunicar en ruso.

Mi alumno me ha ido contando la frustración tan grande que están teniendo todos los implicados en esta historia porque no consiguen comunicarse y se acumulan los malos entendidos y los problemas. El jefe del clan se enfada con ellas si quedan a una hora y las chicas no están listas o no aparecen. Ellas intentan hacerse una vida aquí, a pesar de todos los inconvenientes y de no conocer nada del país o de su cultura.

Finalmente, propongo una reunión entre ellas, mi alumno y yo para que pueda traducir y facilitar la comprensión entre ellos. Quedamos en un restaurante y también aparecen el padre y el jefe de la familia. La reunión es alucinante. Las gemelas están estudiando ruso y alojadas en un colegio mayor y el encargado se queja de que van retrasadas en los estudios y faltan mucho a clase. La familia se queja de que les están pagando todo, algo extremadamente caro aquí, y no ven mucho interés por parte de las jóvenes. Ellas se quejan de que no se han aclimatado, que todo es complicado y diferente y que necesitan que les dejen un poco de espacio… Hay muchos malos entendidos. Un día quedan a una hora y, como lo hacen en ruso, ellas entienden a las 9 cuando les dicen a las 19… cosas así.

¿Os imagináis la situación? Estoy rodeada de una familia circense, con unas chicas que han llegado a este país sin apenas conocerles y se han visto inmersas en un mundo totalmente nuevo donde se sienten desvalidas y un poco atemorizadas por la situación… Buf!!!

Pero bueno, al final parecen entenderse. Todos parecen buena gente. Hemos quedado que me mantendré en contacto con las chicas y me llamarán cuando me necesiten para intentar suavizar las cosas facilitando la comunicación si hace falta otra vez.🙂

Por cierto, me han invitado a ver el circo por dentro. Me da un poco de cosa por los animales pero si voy, os lo contaré, claro. Puede ser interesante.

¡Qué cosas me pasan!

Un abrazo, J.

Acerca de Jessica J. Lockhart

Humanóloga La vida puede ser muy desgraciada o apasionante. El Coaching en Optimismo®, el coaching de vida, el mentoring, la lingüística... son algunas de las herramientas que me permiten trabajar como en el terreno de la Humanología® y ofrecer a mis clientes caminos que les permiten alcanzar las metas que buscan. Esta página es un punto de encuentro para todos aquellos que hayan perdido su optimismo natural, felicidad y su energía y quieran recuperarlos. Humanologist Life can be a miserable experience or a thrilling one. Optimism Coaching®, Life Coaching, Mentoring, Linguistics... are but a few of the tools that I use in Humanology® to offer my clients new ways to reach their goals. This page is a meeting point for those who've lost their optimism, happiness or energy and want them back!

Deja tu respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s